Informe de gestión

El texto siguiente reseña la gestión de la Facultad de Psicología de la Universidad de Buenos Aires en los periodos 1994-1998 y 1998-2002. Fue escrito por el decano Raúl Courel en base a los informes de los distintos sectores y elevado a su Consejo Directivo el 7 de octubre de 2002. Una copia fue incorporada a su biblioteca.


INTRODUCCIÓN

Se resumen aquí los informes de distintos sectores de la Facultad de Psicología sobre las acciones de gestión del periodo de ocho años que concluye.

Este tiempo corresponde a los años siguientes a los primeros ocho de existencia de nuestra Facultad, creada en 1986, después del inicio de la normalización de la vida universitaria tras la dictadura que finalizó en 1983. En aquellos once años las universidades nacionales volvieron a crecer y a desarrollar sus propios proyectos académicos, reestableciéndose su funcionamiento autónomo y pluralista, cogobernadas democráticamente por profesores, estudiantes y graduados. Data de entonces la integración del claustro de profesores tras los correspondientes concursos, la gestación e implementación de un nuevo plan de estudios y varios otros hechos de significación fundacional. La etapa siguiente estaba llamada a completar los desarrollos iniciales y a perfeccionar la nueva Facultad.

Siendo la función esencial de la Facultad de Psicología formar psicólogos, era preciso atender a las estrategias y maneras de mejorar nuestras enseñanzas. Había que tener en cuenta la rica historia de la disciplina y la profesión en nuestro país y en nuestra Facultad, las perspectivas curriculares regionales y mundiales, las pautas de nuestra Universidad y sus propios planes de reformas. La importancia de la materia aconsejaba darnos de inicio una buena base instrumental en planeamiento curricular en psicología. Encaramos esa tarea en cooperación con las unidades académicas de nuestro país y del Uruguay nucleadas en la AUAPSI. Con ellas llevamos a cabo un importante proyecto en el que participaron profesores nuestros que se capacitaron como especialistas en innovación curricular, elaboraron un diagnóstico de la situación en nuestra Facultad y, junto a los profesores representantes de las demás universidades nacionales, otro sobre todo el país. De ese trabajo surgieron recomendaciones para producir mejoras en los planes de estudios.

El plan de estudios de psicología fue últimamente perfeccionado con un nuevo régimen de materias electivas y de prácticas profesionales y de investigación, nuevas correlatividades, etc., y su implementación comenzó a ser monitoreada y evaluada por un sistema denominado “Diagnóstico del curriculum en acción”, que incluye encuestas a docentes y alumnos, informes a las cátedras y al Consejo Directivo, etc..

La expansión de las enseñanzas de grado con la creación de nuevas carreras y el incremento del número de alumnos hicieron necesario reorganizar y modernizar el funcionamiento de la Facultad en todos sus aspectos. Había que dotarla de sistemas eficientes para gestionar la masiva inscripción de alumnos, la programación y la infraestructura necesaria para el dictado de cientos de cursos, y la administración de datos de millares de alumnos y docentes. Realizar cambios de esta envergadura, implica operaciones institucionales complejas que no son factibles sin un planeamiento especializado y procedimientos ejecutivos acordes. Se obtuvo financiamiento externo para esta tarea, que fue realizada con éxito. De esta manera se logró una profunda transformación de nuestros sistemas de gestión académica y administrativos. En este periodo nuestra Facultad se informatizó realmente: una red de cableado estructurado, asistida por un área de sistemas altamente calificada y eficiente, interconecta hoy a más de 70 computadoras. Entre varios otros, hemos resuelto definitivamente los problemas técnicos de las inscripciones y las dificultades para informarse rápidamente de la situación académica de los alumnos.

Entregamos una Facultad administrativa y presupuestariamente ordenada, con sistemas de gestión que permiten el funcionamiento normal del conjunto de actividades que se llevan a cabo. Hoy es posible implementar cabalmente las políticas académicas que se deciden y controlar los resultados.

Nos propusimos también completar nuestras estructuras de posgrado abarcando las distintas áreas de la psicología. Quisimos asegurar, al hacerlo, su articulación con el grado. Con este propósito planificamos e implementamos varias carreras de posgrado (maestrías, etc.) con la activa participación y conducción de nuestros profesores regulares. Más de la mitad de ellos hoy integra estos espacios, y las actividades que comparten se cuentan entre las más propias de un departamento universitario. El propósito de avanzar en la departamentalización de la Facultad encontrará ahí cimientos concretos sobre los que apoyarse, del mismo modo que sobre el trabajo colectivo que ha crecido en ámbitos como la comisión de doctorado, investigaciones, programas de extensión, comisiones editoriales, reuniones del área académica, programa de formación de especialistas en innovación curricular, etc..

El doctorado es hoy un pilar central de nuestro desarrollo académico, con 327 inscriptos, 227 admitidos, 109 planes de tesis presentados, 25 aprobados, 12 tesis presentadas y 5 defendidas. Más de la mitad de nuestros profesores regulares están en vías de doctorarse. También enviamos a varios de nuestros docentes, con becas de financiamiento externo, a hacer doctorados en el extranjero (en Brasil, España y Francia).

El anhelo de progreso académico requería también un mayor desarrollo de la investigación. El crecimiento y afirmación de nuestro polo de investigaciones muestra una Facultad que ha complementado su sesgo profesionista con un buen balance de actividad académica y científica. La duplicación del número de becarios Ubacyt en los últimos años y los 296 docentes categorizados en el sistema de incentivos son indicadores claros de los adelantos. La creación de la Revista del Instituto de Investigaciones en Psicología (ya indizada) y de la Revista Universitaria de Psicoanálisis, así como la jerarquización del Anuario de Investigaciones, contribuyeron también a este propósito. El concepto de que la investigación, así como la extensión universitaria, tienen que enriquecer la calidad académica de la docencia, se afianzó en el requerimiento de docencia de grado como base para la obtención de designaciones para realizar esas actividades.

Se ha avanzado en la superación de desconexiones entre la docencia, la investigación y la extensión universitaria. Además de los trabajos compartidos que se han hecho habituales entre las distintas secretarías, se ha propuesto una importante modificación del reglamento del Consejo Directivo, que resuelve fragmentaciones en el tratamiento burocrático de actividades que convendría considerar de manera conjunta. El proyecto promueve también el planeamiento estratégico (vea el proyecto haciendo clic aquí).

La Facultad en este tiempo defendió y afianzó su lugar entre las de las ciencias de la salud, siendo incorporada por resolución del Consejo Superior al Consejo de Administración de la Red de Hospitales Universitarios. Recientemente, este cuerpo resolvió, por unanimidad, hacer efectiva nuestra inserción en todos los hospitales e institutos que integran esa red.

La extensión universitaria ha adquirido una nueva dimensión en la Facultad en estos años. Se delimitaron sus áreas, diversificándose los programas y las actividades, y se definieron pautas más rigurosas para la presentación de propuestas y criterios más exigentes para su aprobación. Hubo un marcado aumento del número de programas de extensión, congresos y jornadas, de seminarios y de pasantías, de convenios en general y de asistencia técnica en particular, etc..

Los cambios y mejoras edilicias han acompañado el empeño en anudar la docencia, la investigación y la extensión. El edificio de la calle Independencia, por ejemplo, ha sido refuncionalizado respondiendo a la aspiración de un cabal entrelazamiento de las actividades docentes con las de investigación y las de extensión universitaria. La biblioteca y la hemeroteca fueron situadas en proximidad del Instituto de Investigaciones. Allí se emplazó también tanto a la Comisión de Doctorado como al futuro Centro Universitario de Asistencia a la Comunidad. Esta obra de envergadura, a punto de concluirse, que dotará a la Facultad de 23 amplios consultorios y espacios de circulación y otros de apoyo, traduce la idea de que la extensión no es un accesorio en la vida universitaria sino parte de ella. Se han mantenido también en esa sede las actividades que nos hacen reconocidos partícipes de la vida cultural de Buenos Aires.

Se llevó a cabo un ambicioso proyecto de transformación de la biblioteca. El resultado está a la vista, con la informatización del catálogo y del préstamo, el moderno equipamiento y numerosas otras mejoras en el servicio.

En este tiempo sostuvimos una activa política de desarrollo de las comunicaciones electrónicas (e-mail, internet, etc.). Entre las tantas herramientas en uso no menos relevantes, mencionemos la lista “profreg”, hoy tan familiar en las relaciones de los profesores entre sí y con la Facultad, y la creación en la web del sitio Propuestas UBA. Para hacer y pensar la Universidad de Buenos Aires, destinado a facilitar el debate sobre aspectos estratégicos de la política universitaria.

Nuestros edificios, a falta de recursos para disponer de una sede que albergara a toda la Facultad, debían ser reciclados y modernizados. En estos años hemos recuperado, mediante reparaciones muy profundas y un reciclado completo de muchos de sus sectores, la sede de Independencia. También hemos efectuado sensibles mejoras en la sede de Hipólito Irigoyen, e incorporado un nuevo edificio para los posgrados que compartimos con la Facultad de Ciencias Económicas. Las mejoras en el equipamiento de la Facultad en estos años (pizarrones, iluminación, sillas, sonido, ventiladores, calefacción, carteleras, etc.) merecen también destacarse.

No es posible mencionar aquí todo lo hecho, tampoco todo lo principal. Como conclusión general: nuestra Facultad ha crecido en estos años de manera equilibrada. Advertimos que la medida de lo que nos falta avanzar en materia de enseñanzas de grado y posgrado está íntimamente vinculada a lo que nos hace falta hacer en investigación y en extensión universitaria. En una Universidad como la de Buenos Aires, en el difícil trance de continuar honrando sus responsabilidades académicas y sociales en el marco de una crisis nacional extrema, debemos redoblar los empeños por mejorar.


RESUMEN DE LOS INFORMES DE LOS DISTINTOS SECTORES:

El siguiente listado sólo incluye, y de manera muy sucinta, algunos de los puntos de la Reseña de la gestión 1994 – 2002 de la Facultad de Psicología de la Universidad de Buenos Aires (elevada al Consejo Directivo y disponible en la biblioteca de la Facultad). No hace justicia, en consecuencia, a muchas realizaciones ni a sus muchos actores, que han dado todo de sí por la Facultad en este periodo que termina.


Grado.

1. Se transformó la organización y el funcionamiento del conjunto de la gestión académica (Proyecto FOMEC Nº 905) , mediante redefiniciones de la organización y de los funcionamientos y la planificación y ejecución de un sistema informatizado en red. Debido a estos desarrollos, la Facultad hoy puede implementar y hacer cumplir realmente las políticas académicas que se determinan, por ejemplo: condiciones de regularidad, correlatividades, regímenes de exámenes, etc.. Han sido resueltos los problemas técnicos de las inscripciones. La situación académica de los estudiantes, los registros de actas de exámenes, entre muchos otros datos, están informatizados y permiten acceso inmediato, en varios casos mediante autoconsultas.

2. Se crearon la Licenciatura de Terapia Ocupacional y el Profesorado en Psicología, y se reglamentaron las carreras de Musicoterapia y de Terapia Ocupacional.

3. Se puso en vigencia un nuevo régimen de Materias Electivas y de Prácticas Profesionales y de Investigación (ex pasantías) distribuidas por ciclos y por áreas, estableciéndose la obligatoriedad de una Práctica Profesional o de Investigación para la Licenciatura en Psicología.

4. Se estableció también que el Idioma extranjero sea un requisito obligatorio para la obtención del título.

5. Se establecieron nuevas condiciones de regularidad para los alumnos y se puso en vigencia un régimen de correlatividades con control de su cumplimiento.

6. Se creo un sistema de Diagnóstico del Curriculum en Acción (encuestas a docentes y alumnos, informes a las cátedras y al Consejo Directivo).

7. Se establecieron equipos docentes mínimos por cátedra.

8. Se amplió la oferta de cursos en las bandas horarias de la mañana y la tarde, y del número de cursos dictados en el verano. Se extendió el dictado de las carreras a los Centros Regionales de la Universidad de Buenos Aires. Se organizaron charlas informativas para estudiantes procedentes del CBC

9. Se inició y avanzó en el desarrollo de un sistema semipresencial de educación a distancia.

10. Se produjeron adecuaciones del calendario académico a las normativas, con cuatrimestres de 15 semanas, coordinando todas las instancias académicas.

11. Se realización reuniones mensuales con profesores, encargados de cátedras y JTP.

12. El Servicio de Orientación al Estudiante (SOE) fue reorganizado con miras a la orientación y a la prevención de problemas de aprendizaje.

13. Se establecieron cursos de perfeccionamiento docente a cargo de la Asesoría Pedagógica de la Facultad.

14. Se designaron siete Profesores Consultos y dos Profesores Honorarios.


Posgrado.

15. Se desarrollaron de manera sistemática y equilibrada las distintas estructuras de posgrado con una decidida participación de los profesores regulares: doctorado, maestrías, carreras de especialización, programas de actualización y cursos para graduados, procurando la articulación con el grado, el sistema de investigaciones y el de extensión universitaria.

16. El doctorado tuvo un fuerte impulso, dándose prioridad al fortalecimiento académico de los recursos docentes de la Facultad (más de la mitad de nuestros profesores regulares se encuentra inscripta), y procurando la integración con nuestro sistema de investigaciones (se dio sede al doctorado junto al Instituto de Investigaciones, numerosas tesis se realizan en proyectos Ubacyt, etc.). El doctorado cuenta actualmente con 327 inscriptos y 227 admitidos. Se han presentado 109 planes de tesis y 25 han sido aprobados, 12 tesis han sido presentadas y 5 han sido defendidas y aprobadas. Merecen destacarse también:

- La creciente internacionalización del doctorado: 25 directores de tesis de universidades del extranjero, aumento de estudiantes del exterior (6 de América Latina, 4 de EEUU, 1 de Europa), cursos de profesores visitantes del exterior, numerosos convenios de cooperación.

- El aumento del ingreso de jóvenes graduados y el avance hacia un sistema de doctorado semi-estructurado.

- El perfeccionamiento de las normativas y de las evaluaciones. La creación de un banco de evaluadores externos.

- Cursan 34 estudiantes con becas externas a la Facultad (21 de UBACyT, 11 de CONICET, 1 de OPS, 1 de la Gobernación de Puerto Rico).

- Numerosas becas internas de eximición parcial de aranceles.

- Creación de un Comité de ética, necesario para el reconocimiento de la formación dentro de los marcos internacionales.

17. Se generaron espacios de planificación e implementación de maestrías con profesores regulares prefigurando áreas disciplinarias o departamentos, creándose las siguientes maestrías:

17.1. Maestría en Psicología Educacional.

17.2. Maestría en Psicoanálisis.

17.3. Maestría en Psicología Social y Comunitaria.

17.4. Maestría en Psicología Cognitiva.

18. Se encuentran en elaboración los proyectos de:

18.1. Maestría en Salud Mental.

18.2. Maestría en Trauma, Estrés y Desastres.

19. Se crearon las siguientes carreras de especialización:

19.1. Carrera Interdisciplinaria de Especialización en Neuropsicología Clínica.

19.2. Carrera de especialización en Política y Gestión en Salud Mental.

19.3. Carrera de Especialización en Psicología Forense (aún sin implementar).

20. Se encuentra aprobada por el Consejo Directivo y a consideración del Consejo Superior la Carrera de Especialización en Psicología Social y Comunitaria.

21. Se crearon 14 Programas de Actualización, 9 están siendo implementados.

22. Hubo un amplio desarrollo de los cursos para graduados, con 1084 inscriptos en el 1º cuatrimestre de 2002 y 1304 en el 2º (aproximadamente el 50% de los estudiantes de posgrado).

23. Se habilitó, junto a la Facultad de Ciencias Económicas, un Centro de Estudios de Posgrado, con oficina administrativa, atención a docentes y alumnos, equipamientos adecuados y sala para reuniones de profesores.

24. Se tecnificaron las tareas de planificación de las actividades de posgrado, con uso de formularios informáticos, consultas por correo electrónico y desarrollo de medios tele-informáticos de difusión.

25. Se elevaron para su acreditación por la Comisión Nacional de Evaluación y Acreditación Universitaria (CONEAU) una carrera en funcionamiento y tres proyectos nuevos (dos carreras y una maestría). Se han preparado para su próxima elevación las solicitudes del Doctorado, 2 maestrías y 2 carreras de especialización.

26. Se planificó y ejecutó un programa de becas en el extranjero (Proyecto FOMEC Nº 681), enviándose a cinco docentes de grado a realizar estudios de doctorado en la Universidad Autónoma de Madrid, la Universidad de la Sobona y el Instituto René Descartes. Se enviaron dos docentes de grado becados a doctorarse en Brasil.

27. Se establecieron 25 becas por cuatrimestre con exención total del pago de aranceles. 50 graduados de esta Facultad cursan en forma gratuita. Se redujeron el 50% los aranceles para todos los docentes y becarios de investigación de esta Facultad en todas las actividades de posgrado.


Investigación.

28. Se implementó un programa de fomento a la investigación (PROINPSI). Hubo un destacable incremento de la actividad de investigación: de 60 proyectos en el período 1995-1997 a 104 en la programación 1998-2000. Creció tanto el número de investigadores como la multiplicidad de temas y de marcos teóricos, también la cantidad de designaciones (muchas ad-honorem). Actualmente se ejecutan 69 proyectos.

29. El Instituto de Investigaciones Psicológicas comenzó a funcionar en marzo de 1995 con la designación de un director, creándose una comisión que redactó un proyecto de reglamento que se encuentra a consideración del Consejo Directivo. Se establecieron reuniones mensuales de directores de proyectos así como de becarios Ubacyt. Ha crecido la permanencia de los docentes investigadores en el Instituto.

30. Se ofreció asesoramiento metodológico en investigación y se organizaron numerosos cursos, en conjunto con posgrado y extensión universitaria. Hubo también un incremento del equipamiento técnico a través de la adquisición de computadoras, software, impresoras, proyector ultra-light, etc..

31. Se creó la Revista del Instituto de Investigaciones, con arbitraje, lográndose una regular periodicidad en su aparición; y hubo un mejoramiento integral del Anuario de Investigaciones, también con arbitraje. Es destacable la jerarquización académica de nuestras publicaciones a través de sus indizaciones por Latindex y Psicodoc . Se ha solicitado que sean incorporados al Science Citation Index Expanded.

32. Se creó también la Revista Universitaria de Psicoanálisis, reglamentada por el Consejo Directivo, también con arbitraje. Han aparecido hasta el momento dos números.

33. Se creó un Banco de Evaluadores externos conformado por 325 árbitros distribuidos en 44 áreas, que es actualizado en forma constante.

34. Se reorganizó y hubo una mayor actividad del Centro de Divulgación Científica, creciendo la difusión de las actividades a través de artículos periodísticos y entrevistas. Además, se realizaron en la Facultad las XIV Jornadas Interdisciplinarias de Becarios de Investigación de la UBA.

35. Como consecuencia de los distintos factores referidos se advierte:

- Un marcado crecimiento de la producción escrita.

- Un fuerte aumento del número de becarios Ubacyt, desde 1998 a 2002 (cinco años) se incorporaron sucesivamente 21, 28, 36, 39 y 39 becarios.

- Un importante crecimiento del número de docentes categorizados como investigadores en el programa de incentivos

Categoría I Categoría II Categoría III Categoría IV Categoría V Total

21 30 65 66 114 296

- Un marcado crecimiento y jerarquización de las Jornadas de Investigación. En 2002 convocó a más de 850 participantes entre docentes, estudiantes y profesionales de la psicología, con un significativo aumento de la cantidad y calidad de los trabajos presentados.

- Un aumento de las relaciones de cooperación con otros centros de investigaciones del país y del extranjero.


Extensión universitaria.

36. Se desarrolló una mayor conciencia acerca de las competencias técnicas disponibles en la Facultad y de las posibilidades de prestar servicios a la comunidad.

37. Se reorganizó la Secretaría, con reducción de su personal y mejoras en la eficiencia de los distintos procesos técnicos y administrativos.

38. Se creó, en 1999, un Consejo Asesor Consultivo, con la participación de profesionales externos a la Facultad de amplio reconocimiento.

39. Se delimitaron las áreas de extensión, diversificándose los programas y las actividades.

40. Se definieron pautas más rigurosas para la presentación de propuestas y criterios más exigentes para su aprobación.

41. Hubo un marcado crecimiento de los programas de extensión en cantidad y en calidad. Hoy se cuenta con 10 programas de asistencia técnica y 8 subprogramas.

42. Se establecieron fluidas relaciones con la Dirección de Capacitación de la Secretaría de Salud del Gobierno de la Ciudad, con una activa participación de la Facultad en la mejora de los exámenes de residencia.

43. Hubo un progresivo incremento de la cantidad de Congresos y Jornadas de Extensión y del número de asistentes. En 2001 se realizaron 12 jornadas, 2 talleres y 1 conferencia, sumando una concurrencia de alrededor de 1500 personas.

44. Se crearon las Jornadas Anuales de Programas de Extensión Universitaria, realizándose 2 (en 2001 y 2002).

45. Se amplió la oferta de seminarios y pasantías, en número, marcos teóricos y áreas de inserción laboral, prestándose especial atención a la calidad académica y a brindar herramientas para las prácticas profesionales del psicólogo y de profesiones afines. Desde 1998 a 2001 creció el 150% el número de asistentes.

46. Se creó el Área de Psicología para No Psicólogos y el Área de Metodología de la Investigación, esta última en cooperación con la Secretaría de Investigaciones de la Facultad. Se avanzó en la articulación con las cátedras.

47. Se creó un sistema de evaluación de los seminarios y pasantías (encuestas, informes, etc.), observándose un aumento de los índices de satisfacción de los participantes.

48. Se creó el Departamento de Convenios, incrementándose el número, diversidad e importancia de los convenios de transferencia, de cooperación académica y de intercambio científico.

49. Hubo un importante desarrollo de programas de Asistencia Técnica, dirigidos a los sectores educativo, empresarial y comunitario, con destacada intervención de las cátedras. Creció considerablemente el número de pasantías rentadas.

50. Se creó un espacio de supervisiones clínicas gratuitas para graduados recientes.

51. Se desarrolló el área de Orientación al Graduado, con asesoramientos para la inserción laboral.


Biblioteca.

52. Se implementó un plan de desarrollo de la biblioteca en tres etapas: 1) traslado a la sede de Avenida Independencia (cerca del área de investigaciones), 2) automatización del catálogo y del préstamo y 3) capacitación del personal y de los usuarios. Como resultado de este proyecto se actualizó y diversificó el material bibliográfico de la biblioteca y de la hemeroteca, se informatizaron el catálogo (para consulta local y remota) y los préstamos, se reforzó la capacidad de gestión de la unidad de información y se optimizaron la calidad y la eficiencia de todos los servicios, se proveyó moderno equipamiento y se incorporó más personal especializado. El personal recibió capacitación dentro y fuera de la Facultad, mejoró la asistencia a los usuarios para la búsqueda de información y se realizaron cursos para docentes e investigadores, charlas y visitas guiadas en forma constante.

53. Hubo un profundo reciclado de los espacios físicos, con duplicación de la superficie y mejoras sustanciales en iluminación, estanterías, mesas y sillas, pintura, habilitación de sala silenciosa y próximamente sala para trabajo grupal, provisión de sistemas de seguridad antirrobos y de detección de incendios, etc.

54. Se amplió el acervo bibliográfico mediante la compra de alrededor de 450 libros por año, la suscripción de alrededor de 250 revistas extranjeras y la recepción de importantes donaciones. Hubo mayor difusión de los recursos bibliográficos. Hubieron aportes a la BDU (nacional), RENICS (red nacional de salud), SISBI (bibliotecas universitarias de la UBA y resto del país).


Comunicación y cultura.

55. Se creó y desarrolló el Área de Comunicaciones, actualmente con más de 2000 cuentas de correo electrónico y alrededor de 15 listas. Entre éstas, se creó y promocionó, brindando asistencia técnica a domicilio, la lista cerrada de profesores regulares “profreg” (sólo la Facultad de Arquitectura dispone de una similar).

56. Se habilitó un local en Independencia con acceso a Internet y en próxima vinculación con el área de consulta multimedial de la biblioteca.

57. Se creó y actualizó permanentemente la página web, reconocida internacionalmente.

58. Se ha desarrollado también una sólida capacidad de producción y de difusión gráfica y electrónica de todas las actividades de la Facultad. Se incorporó la página web a la gestión de la información académica.

59. Se perfeccionó editorial y gráficamente Psicología, Publicación Mensual informativa (La “Hoja Informativa”).

60. Se desarrollaron y perfeccionaron los boletines de inscripción y se elaboró y distribuyó un instructivo-guía para hacer monografías.

61. Se creó la serie de libros de estudio “Materiales de cátedra” y se editaron varios nuevos libros en el proyecto “Testimonios para la experiencia de enseñar”.

62. Hubo un destacable desarrollo de la capacidad de producir publicaciones. Se cuenta hoy con recursos humanos, tecnológicos y equipos aptos para el diseño y armado de cualquier tipo de publicación (libros, cuadernillos, etc,). De 1998 a 2002 se produjeron alrededor de 40 libros.

63. Se creó una videoteca (1997) .

64. Se elaboraron videos para cátedras, grupos de investigación y para el proyecto “Testimonios para la experiencia de enseñar”.

65. Se editó un dossier documental para la Dirección de Salud Mental de la Secretaría del Salud del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.

66. Se implementaron concursos de monografías, como actividad extracurricular de apoyo a la formación de grado.

67. Se crearon una Galería de Arte y un Centro Cultural Universitario, que significaron una destacada presencia de la Facultad en la vida cultural de la ciudad.

68. Se presentaron numerosos libros y realizaron obras de teatro, recitales de poesía, ciclos de música, exposiciones y muestras artísticas, exhibiciones de películas y videos, arte y danza, talleres etc.. A estas actividades concurrieron más de 4.000 personas en este año.


Administración, presupuesto y obras.

69. Se revisaron y reorganizaron todas las estructuras administrativas.

70. Se creó un área de sistemas informáticos, se adquirió hardware y software de última generación, se montó una red con cableado estructurado con 70 terminales, se incorporó personal especializado y se desarrollaron programas específicos para las distintas áreas de gestión. Entre estos últimos se cuentan los sistemas de presupuesto, de mesa de entradas, de personal, de suministros, de posgrado, de extensión universitaria, de grado, de administración de aulas, de registro de graduados, de control patrimonial, el tarifador de llamada telefónicas, etc..

71. Se ordenó, clarificó, planificó y practicó un estricto control presupuestario, con auditorías internas, evaluación rigurosa de cada erogación, compras de insumos sólo mediante licitaciones, estricto control del gasto en servicios públicos (telefonía, electricidad, gas) y de las morosidades en pagos de aranceles., etc..

72. Se efectuaron redistribuciones presupuestarias que redujeron el costo en Autoridades Superiores del 10,18% del gasto de la Facultad en 1996, al 5,54% en 2002. En igual periodo el gasto docente se incrementó del 49,40% al 57,11% , mientras que el de personal no docente se redujo del 40,42% al 37,36%.

73. Se reorganizó y eficientizó la Dirección de Personal.

74. Se optimizó el área de Servicios Generales, permitiendo la realización de pequeñas obras generando ahorros en la contratación de empresas.

75. Se reorganizaron y mejoraron los sistemas de limpieza así como sus equipamientos.

76. Se organizó un sistema de vigilancia civil con personal no docente.

77. Se perfeccionó el sistema de asignación de horas extras controlándose su cumplimiento.

78. Se creó la Dirección de Equipos y Maquinarias, para la reparación, reciclaje y mantenimiento preventivo de los distintos equipos (con planificación del mantenimiento, con revisión periódica y sistemática de todas las instalaciones).

79. Se avanzó en la regularización de la estructura de la planta no-docente mediante concursos.

80. Se ampliaron los servicios telefónicos (nuevas líneas y centrales, servicio punto a punto entre las sedes).

81. Se aumentó la productividad del Departamento de Publicaciones.

82. Se realizaron importantes obras de reciclaje y mantenimiento de los edificios (pintura total, cambios de puertas, reparaciones de ventanas, pisos, cielorrasos, techos, etc.).

83. Se instalaron en ambas sedes un elevado número de carteleras, bancos fijos en pasillos, cestos papeleros, señalización, cintas antideslizantes, sistemas de iluminación de emergencia, etc..

84. Se pintaron y reequiparon todas las aulas de la Facultad reemplazándose la totalidad de los pizarrones y de los artefactos de iluminación (se duplicó su número). Se colocaron equipos fijos de sonido, ventiladores, calefactores, se cambiaron puertas, arreglaron cielorrasos, pintura, equipos de calefacción, ventiladores, tarimas, etc.).

85. Se efectuaron importantes adquisiciones de equipamiento: computadoras, impresoras, servidores, fotocopiadoras, retroproyectores, videograbadoras, televisores, micrófonos, pantallas, aires acondicionados, mobiliario (sillas, escritorios, estanterías), etc..

86. Se recuperaron, pintaron e iluminaron las fachadas de las sedes de Independencia e Hipólito Irigoyen.

87. Se recicló la sede de Independencia, con recuperación del octógono y de escaleras, construcción de la sala de audiovisuales, de numerosas aulas y de sanitarios nuevos, colocación de tragaluces, reacondicionamiento integral del auditorio, refuerzo estructural de columnas, subsuelos, renovación de revoques, ventanas, puertas, pisos y techos, grifería, pintura integral, habilitación de nuevos accesos y nuevas vías de circulación., etc..

88. Se realizó una importante ampliación en la sede de Independencia con la construcción de 24 consultorios y espacios asociados, destinados a un Centro de Asistencia a la Comunidad creado por resolución del Consejo Directivo Las obras se encuentran en su fase final.

89. Se abrieron dos salas de profesores, una en cada sede, y luego se renovaron (iluminación, pintura, mesas de reuniones, butacas, computadora).


Otros de interés institucional.

90. Se coordinó la realización de un proyecto de importancia estratégica para la formación del psicólogo en el país (Proyecto FOMEC Nº 665: “Mejoramiento de la formación de grado en las carreras de psicología de seis Universidades Nacionales de la R. Argentina"), en el que se capacitaron numerosos docentes en áreas de vacancia, se formaron especialistas en innovación curricular, se elaboraron diagnósticos de la situación en la Facultad y en todo el país y recomendaciones para producir mejoras.

91. Se mantuvo una activa participación en la AUAPSI (Asociación de Unidades Académicas de Psicología), ejerciendo su presidencia entre 1995 y 2000. En ese marco, nuestra Facultad propuso para su consideración un proyecto de constitución de una Academia Nacional de Psicología.

92. La Sociedad Interamericana de Psicología encomendó a nuestra Facultad la elaboración del capítulo sobre Argentina de la obra “Problemas centrales para la formación académica y el entrenamiento profesional del psicólogo en las Américas”.

93. Se defendió el lugar de la Facultad entre las de las ciencias de la salud, siendo incorporada por resolución del Consejo Superior al Consejo de Administración de la Red de Hospitales Universitarios. Recientemente, este cuerpo resolvió por unanimidad hacer efectiva nuestra inserción institucional en todos los hospitales e institutos que integran esa red.

94. Se creó en la web el dominio “Propuestas UBA. Para hacer y pensar la Universidad de Buenos Aires”, para contribuir al debate sobre aspectos estratégicos de la política universitaria.

95. Se integró, por resolución del Consejo Superior, el Consejo Académico del Centro de Estudios Avanzados Franco – Argentinos de la Universidad de Buenos Aires.

96. El decanato elevó al Consejo Directivo:

- Un proyecto de modificación del Reglamento del Consejo Directivo que encomienda el planeamiento de mediano y largo plazo y resuelve aspectos organizativos para una mejor articulación entre la docencia, la investigación y la extensión universitaria.

- Como material para el debate, el documento “La reforma curricular en la Facultad de Psicología de la UBA”, que incluye, entre otras, ideas para cambios curriculares, departamentalización, tesis de licenciatura, carrera docente, etc..

- Un informe del proyecto “Mejoramiento de la Gestión Académico-Administrativa de la Facultad de Psicología de la UBA” (Fomec), para la discusión de estrategias de desarrollo institucional.

- El documento “La Universidad de Buenos Aires: La tarea por delante. Aportes para la reflexión institucional”, como material de trabajo sobre temas estratégicos.

- Un anteproyecto para avanzar hacia la creación de un sistema de consejeros de estudios en el grado.

- Un anteproyecto tendiente a movilizar la Facultad para atender a la emergencia psicosocial que es resultado de la extrema crisis que vive el país.

-----------------------------


No hay ninguna entrada.
No hay ninguna entrada.